Seguridad web. Sustitución de las claves alfanuméricas

Post 121 of 186

Hace unos días comentábamos la importancia de la seguridad web y la protección de datos. En la red son muchos los sitios que están provistos de contraseñas basadas en claves alfanuméricas que, a pesar de los esfuerzos, no siempre consiguen atorgar seguridad al usuario. De este modo, encontramos que todavía existen muchos sitios vulnerables a la penetración de otros usuarios sin el consentimiento del propietario. Por este motivo, y con la finalidad de fortalecer la seguridad de muchos sistemas informáticos, Google ha adquirido la empresa SlickLogin.

SlickLogin se trata de una compañía que ha desarrollado un sistema de claves basado en sonidos de alta frecuencia e inaudibles, generados a través de un dispositivo móvil que sirve como contraseña para identificarse ante cualquier ordenador. Se trata de un sistema fácilmente adaptable a los distintos soportes informáticos actuales puesto que se adapta a la tecnología utilizada por estos, como por ejemplo el micrófono y el altavoz. Así pues, se trata de una tecnología que puede utilizarse tanto en la red como de forma off line, funcionando también en conexiones inalámbricas como Wi-Fi.

Lo que plantea este nuevo sistema es algo similar a lo que podemos encontrar en dispositivos móviles en los cuales la contraseña se basa en un patrón de imagen. Muchos dispositivos utilizan claves para las que el usuario debe reproducir un recorrido concreto en la pantalla o a veces realizar una serie de toques sobre ésta.

La finalidad de todo esto es suprimir las claves alfanuméricas por otro tipo de contraseñas que no sean tan vulnerables. Para ello se está experimentando con recursos biométricos como la cámara o el lector de huellas dactilares, implementado por dispositivos como iPhone. Otros procesos en experimentación son sistemas de tatuajes electrónicos o incluso píldoras que emiten frecuencias especiales.

Este artículo ha sido escrito por sergi

Menu